La fiesta del Willka Kuti

Los pueblos indígenas del occidente de Bolivia celebraron el 21 de junio el advenimiento del Año Nuevo con una ceremonia ritual en el complejo sagrado de Tiwanaku, ubicado a 70 km de La Paz. El festejo fue realzado con la declaración de feriado nacional por el actual gobierno. Dicho acontecimiento marca el solsticio de invierno en el hemisferio sur y el inicio del ciclo agrícola y ritual de los pueblos indígenas originarios.

Tiwanaku es la capital de una de las culturas indígena más antiguas de Sudamérica, según estudios su presencia data entre 1500 a. C. sus inicios y 1200 d. C. su extinción. Actualmente, esta región está poblado por los aymaras, quienes desde hace muchos años reivindican la celebración del Willka Kuti (retorno del sol), por lo que esta fecha se conoce también como Año Nuevo Aymara.

El festejo comienza en la víspera por la noche, con el arribo de miles de turistas nacionales y extranjeros. El acto central denominado Willka Kuti es al amanecer, con la llegada de los primeros rayos del Sol y la recepción de las energías naturales del astro. Este año, como también los anteriores, se ensalzó el festejo con la presencia del señor Presidente Don Evo Morales Ayma.

La ceremonia del Willka Kuti se celebra también en muchos otros lugares sagrados del pueblo aymara y de los diferentes pueblos indígenas originarios de Bolivia. El área geográfica de residencia actual del pueblo aymara abarca los departamentos de La Paz, Oruro y parte de Potosí y Cochabamba.