Indígenas americanos debaten valores ancestrales en Bolivia

El águila del norte y el cóndor del sur se unieron simbólicamente el miércoles de la mano de chamanes, yatiris y otros "sacerdotes" de cultos indígenas de varios países americanos que iniciaron en Bolivia cuatro días de debate filosófico.

La reunión de los "guías espirituales" del continente fue inaugurada con ofrendas a la tierra, cánticos y alabanzas en quechua, aymara, mapuche y otros idiomas nativos en las ruinas pre incaicas de Tiwanacu, próximas al lago Titicaca y a unos 70 kilómetros al oeste de La Paz.

Más de 500 "guías espirituales" asistieron a la primera jornada del llamado "encuentro del águila y el cóndor", que será clausurado el sábado por el presidente Evo Morales, primer mandatario indígena de Bolivia, según dijeron los organizadores.

Los "chamanes", con coloridos trajes típicos, realizaron sahumerios, quemaron ofrendas de flores y alimentos frente a una pirámide pre incaica. También pronunciaron alabanzas al continente "Abya Yala", como antiguamente se conocía a América, "antes de ser rebautizada por los conquistadores", explicó Rufino Quispe, un líder aymara.

"La profecía dice que aquellos del centro harán que el águila del norte y el cóndor del sur se unan porque nosotros somos como uno, como los dedos de nuestra mano", resaltó el maya Félix Sarazua a Reuters al recordar que el primer encuentro de guías nativos se llevó a cabo en 1995 en su natal Guatemala.

EN BUSCA DE UNIDAD

Ulises Piche, de El Salvador, dijo que el objetivo del encuentro es unificar el trabajo de los guías espirituales, "visibilizar la sabiduría ancestral, disponer de producciones espirituales para su difusión mundial y reencontrarse y reconocerse como hermanos de una sola gran nación de naciones".

"Además, la energía que se siente estando en un lugar tan importante para América es indecible", agregó Piche, con un pañuelo rojo atado a la frente y una concha de caracol que soplaba de cuando en cuando.

Según algunos estudiosos, Tiwanacu fue la cultura madre de las civilizaciones americanas, con influencia en un territorio que abarcó desde Venezuela, en el norte de Sudamérica, hasta Argentina, en el sur. "(Queremos) contribuir a demostrar la superioridad de la cultura autóctona por sobre la precariedad conceptual de la cultura invasora", aseguró Próspero Huamaní, un líder quechua de Perú.

Entre los temas sometidos a reflexión estaban la alimentación y medicina ancestrales; iconografía, simbología y emblemas ancestrales; rituales para la armonía interior y exterior, astronomía, cosmovisión, arte y pintura.
"Es necesario que todos los pueblos, a través de sus organizaciones y guías espirituales, desde lo regional a lo local, estimulen y fortalezcan las prácticas espirituales a partir de su cosmovisión, principios y valores ancestrales", subrayó el embajador de la Unión Europea en Bolivia, Kenny Bell.

Bell fue uno de los invitados especiales porque el encuentro se realiza en el marco de un programa de cooperación de la Unión Europa a la Comunidad Andina.

La reunión fue organizada por la Coordinadora de Organizaciones Indígenas, Campesinas y Comunidades  Interculturales de Bolivia, uno de los varios grupos populares que respaldan al Gobierno de Morales.

Fuente: REUTERS 18-03-2009